piel otoñal

Bio-Oil y los cambios que trae el otoño

21 octubre, 2021

Los cambios de estación son siempre un momento de cambio a muchos niveles, también la piel los acusa de distintas maneras, especialmente dos, la primavera y el otoño. Mientras que el cambio del frío al calor de la primavera trae consigo alergias, la llegada del otoño, la bajada de las temperaturas, la lluvia y menos horas de luz, también nos afectan. En Bio-Oil queremos que te cuides y disfrutes de una piel sana y bella en cualquier época del año, y ayudarte en esa transición estacional para que la superes con conocimiento y sin sus efectos indeseados.

¿QUÉ LE SUCEDE EN OTOÑO QUE PUEDA AFECTAR A LA PIEL?

  • La merma en las horas de luz obliga a nuestro organismo a re-sincronizar sus ritmos circadianos, pudiendo afectar a nuestra capacidad para conciliar el sueño, tan necesario para reparar nuestro organismo y que la piel pueda hacerlo igualmente de manera adecuada.
  • Tras el verano, durante el cual la exposición a los rayos UV ha aumentado la pigmentación de nuestra piel con el tan deseado bronceado, la piel empieza a eliminarlo desprendiéndose de las células pigmentadas, más secas y opacas, por lo que sentimos una mayor necesidad de hidratación y nutrición.
  • La temperatura también cambia, y empezamos a cerrar ventanas y encender equipos de climatización, por lo que nos encontramos en entornos cerrados, ya sean domiciliarios o profesionales, con un aire menos oxigenado y seco, favoreciendo la deshidratación y desvitalización de la piel.
  • Mientras que la humedad exterior propia del otoño es ideal para la piel, la bajada de las temperaturas hace que los capilares se contraigan, minimizando la irrigación de la sangre a la piel y por tanto, mermando su aporte de nutrientes y oxígeno, repercutiendo en la desvitalización del tono y favoreciendo su sequedad y fragilidad.

CUIDADOS DE LA PIEL EN OTOÑO

Para superar el inicio del otoño y ofrecer a nuestra piel un cuidado óptimo hasta el invierno, su cuidado es clave, y siguiendo estas sencillas pautas lo conseguirás sin mucho esfuerzo.

Cuidado solar: El sol nos sigue iluminando en otoño, por lo que proteger la piel a diario sigue siendo esencial para su cuidado, especialmente tras las horas de luz que ha recibido durante el largo verano y de las que necesita repararse.

Exfoliación: Tanto en el rostro como en el cuerpo, la exfoliación es necesaria para apoyar el proceso que atraviesa de la piel durante el otoño al desprenderse del bronceado. Además, le ayuda a oxigenarse y revitalizarse para que no se muestre cetrina y opaca hasta recobrar su tono natural. Dos veces a la semana, ya sea con un exfoliante físico, con granulitos, o químico a modo de mascarilla, o enzimáticos para las más sensibles.

Hidratación y nutrición: La piel en otoño necesita resetearse y para conseguirlo, la hidratación y nutrición, y el aporte de activos energizantes que apoyen los procesos naturales de regeneración, como las vitaminas A y E y los extractos botánicos antinflamatorios y calmantes de Bio-Oil Aceite para el cuidado de la piel y Bio-Oil Aceite para el cuidado de la piel Natural, son perfectos para cuidar tanto del rostro como del cuerpo mañana y noche.

Tratamientos en cabina: En nuestra latitud tenemos sol durante todo el año, aunque en otoño, su intensidad decrece. Gracias a esto, es ahora cuando podemos recurrir a tratamientos tales como láseres y/o peelings, siempre procurados por profesionales.

¿PORQUÉ BIO-OIL ES UNA OPCIÓN PERFECTA PARA CUIDAR NUESTRA PIEL EN OTOÑO?

Las tres propuestas de Bio-Oil pueden usarse en todo el cuerpo y rostro, y son aptas para todo tipo de pieles. Bio-Oil Aceite para el cuidado de la piel y Bio-Oil aceite para el cuidado de la piel (Natural) ofrecen beneficios regeneradores, hidratantes y son ideales para el tratamiento de estrías, cicatrices y manchas, algo imprescindible especialmente en otoño tras la exposición solar del verano que ha podido empeorarlas. Por su parte, Bio-Oil Gel para piel seca, al devolver y restaurar el capital hídrico ideal de la piel sana es, no solo un verdadero regalo para la piel que acusa los envites del verano, sino que es un complemento ideal para las zonas más demandantes como codos, rodillas, etc, y eliminar la sensación de picor propia de la piel deshidratada en proceso de regeneración y transición al invierno.

El otoño es una época de nuevos comienzos, de vuelta a la rutina y también, de cierta nostalgia del verano. Pero también es un momento de reencontrarnos con nosotros mismos, y cuidar de nuestra piel, algo que, no solo le beneficia a ella, sino también a nuestro estado de ánimo, ya que cuidarla y disfrutar haciéndolo, nos ofrece momentos de reconexión con nosotros mismos para afrontar mejor todo lo bueno que está por venir.

#PONTEENMIPIEL BIO-OIL

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anterior